¿Te gustaría tener una varita mágica y hacer desparecer de tu vida los maullidos, los arañazos y los ataques?

El 90% de estas conductas mejoran simplemente con unas buenas sesiones de juego. Nuestros pequeños felinos domésticos son fans de la rutina, la diversión y los premios. Ingredientes que no deberían faltar en sus sesiones de juego diario.

Unos minutos pueden ser suficientes ¿Pero cuáles son las claves del éxito?

1. MI SESIÓN DE JUEGO

  •  Reserva un momento para el juego. Es importante crear un hábito para que tu gato sepa cuándo puede contar con tu compañía y su actividad preferida.
  • Reúne juguetes de diferentes colores y tamaños. Encuentra aquellos que más le gusten.
  • Descubre su juego preferido. Algunos son entusiastas de las carreras, a otros les chifla saltar y los hay que acechan y atacan.
  • Termina sin dudarlo cuando empiece a dar síntomas de cansancio (respiración acelerada, boca abierta, jadeos…).
  • Por último, prémiale con su comida preferida. Ten en cuenta que para ellos es un pequeño entrenamiento de caza, por lo tanto alimentarse es un final feliz.

2. EVITA

  • Los juguetes tipo manopla. Un error muy frecuente es jugar con nuestras propias manos y pies, con el consecuente peligro de sufrir ataques en nuestras extremidades.
  • Los juguetes de plástico. Los juguetes fabricados con productos naturales como el yute son la mejor opción para su salud y seguridad.
  • Las sesiones largas. Si no está en plena forma o su actividad diaria es baja empieza con sesiones breves. Menos es más.

3. EL CONSEJO DEL DÍA

Si tu gat@ no responde a estímulos y retos, no estaría de más visitar a su veterinari@ o terapeuta. Podría ser la señal de que algo grave está pasando.

4. EL RESULTADO

¡Un gato equilibrado física y mentalmente!

Aumentarás su actividad, destreza, confianza, seguridad y además refuerzarás vuestro vínculo.

Photo by karen chappell on Foter.com / CC BY-NC-ND

SUSCRÍBETE A NUESTRO BLOG

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *